fbpx

“Y será predicado este Evangelio del Reino en todo el mundo, para testimonio a todas las naciones; y entonces vendrá el fin.” Mateo 24:14

La iglesia de Dios fundada en el año treinta por nuestro Señor Jesucristo empezó su peregrinaje en Jerusalén.  En las etapas sucesivas de su existencia, destaca la de Esmirna, en ese proceso sufrió las más cruentas persecuciones desde su fundación.  El imperio romano de ese entonces determinó raerla completamente utilizando sistemas crueles de persecución, tortura, exilio y muerte.  Pero la iglesia sobrevivió, como lo había afirmado el Maestro: “Y sobre esta piedra edificaré mi iglesia, que los poderes del infierno no podrán vencer” Mateo 16:18—versión Latinoamérica—.  Así, surcando los siglos la iglesia sigue caminando y justo en la actualidad vive su etapa final.  

Nunca antes en la existencia de la iglesia había ocurrido eventos grandiosos; paralelo a ella.  Y es que no podemos omitir lo dicho por el profeta: “Pero tú Daniel, cierra las palabras y sella el libro hasta el tiempo del fin, muchos correrán de aquí para allá y la ciencia se aumentará” Daniel 12:4.

A continuación enumeramos en forma breve los avances de la ciencia en algunas de sus ramas que se han constituido en señales de estos días finales.

CAMPO DE LA MEDICINA

Los logros alcanzados por la ciencia durante el siglo veinte permiten prolongar la vida de las personas hasta límites nunca antes visto.  La ciencia, la tecnología y la entrega a investigaciones de científicos de todo el mundo han dado a la humanidad aportes grandiosos en el campo de la salud, por ejemplo:

trasplantes de órganos vitales de corazón y riñón; rayos laser, prótesis, vacunas que previenen la Hepatitis B, Herpes. 

El sorprendente descubrimiento del ADN como prueba de paternidad etc.

DE LA INFORMATICA

El internet es otra de las maravillas de la ciencia.  A través de la red nos comunicamos en cuestión de segundos con personas de otros continentes.  Podemos exportar e importar productos en forma precisa y en poco tiempo por ese medio. 

Noticias de trascendencia dan la vuelta al mundo en pocos minutos.  Estos son algunos sorprendentes logros de la ciencia en favor de la humanidad que empezó el siglo pasado y ha tomado auge en el presente siglo.

DE LAS ARMAS

Es imprescindible señalar que en los días finales de este mundo, se da el cumplimiento del profeta Joel con relación a armamentismo de punta “Proclamad esto entre las naciones; proclamad guerra, despertad a los valientes, acérquense, vengan todos los hombres de guerra.  Forjad espadas de vuestros azadones, lanzas de nuestros hoces”.  Joel 3:9-12.

Lejos quedaron los hechos de guerra que registra la historia, en las cuales las naciones contendientes utilizaban armamento primitivo; hoy, las naciones se han preparado con armamento altamente sofisticado y letales que “barrerían” con todo el planeta con solo accionarlos.

Actualmente las naciones especialmente de Asia—China, Japón, Irán etc—se han provisto de armas biológicas, químicas etc.  

¿Y que diremos de los misiles– proyectiles autopropulsados que pueden ser guiados hacia su objetivo durante todo o parte de su trayectoria?–. 

Las naciones pues, se están preparando con armamento de tecnología avanzada con propósitos destructivos.

TIEMPO DE ANGUSTIA PARA EL PUEBLO HEBREO

“Y será tiempo de angustia, cual nunca fue desde que hubo gente hasta entonces; pero en aquel tiempo será libertado tu pueblo” Daniel 12:1.  Este suceso está acaeciendo en estos días finales, y que la iglesia de Dios no lo ignora; la amenaza de exterminio que sufre el pueblo de Israel de parte de los países árabes.  Como lo demuestra una publicación de prensa en que el país de Irán, se congratulaba por la fabricación de un potente misil destructivo autopropulsado que puede ser guiado justo donde se localiza el pueblo judío.  El Señor Jesucristo profetizó este hostigamiento que sufre su pueblo antes de su segundo retorno a este planeta.  “Porque como el relámpago que sale del oriente y se muestra hasta el occidente, así será también la venida del Hijo del Hombre–rogamos poner atención a la descripción que da el Señor en el siguiente versículo— porque  donde quiera que estuviese el cuerpo muerto allí se juntarán las águilas”. Mateo 24:27 y 28.  Este versículo hace alusión al pueblo de Israel y la figura del cuerpo muerto está representada por esa nación que aún no ha creído en su salvador Jesucristo; las águilas, son figuras representativas de las naciones “Jehová traerá contra ti una nación de lejos, del extremo de la tierra que vuele como águila”. Deuteronomio 28:49.

El pueblo judío seguirá en su acción defensiva de los ataques bélicos hasta que se produzca su liberación definitiva como lo ha anunciado el profeta.  Este evento será propiciado por nuestro Señor Jesucristo en su segunda venida gloriosa.  

Mientras estos acontecimientos se producen en el medio oriente, la iglesia continua llevando con diligencia el mensaje de salvación a todos los rincones de este planeta; pero éste tiempo en breve se agotará y entonces se producirá EL FIN DE LA GRACIA.

EL MENSAJE DEL SEPTIMO ANGEL

“Y juró por el que vive por los siglos de los siglos que creó el cielo y las cosas que están en él, y la tierra y las cosas que están en ella, y el mar y las cosas que están en él, que el tiempo no será más, sino que los días de la voz del séptimo ángel, cuando comience a tocar la trompeta EL MISTERIO DE DIOS SE CONSUMARÁ”. Revelación 10:6 y 7. ¿Cuál será este misterio que será consumado? “Leyendo lo cual podéis entender cuál sea mi conocimiento en el misterio de Cristo, misterio que en otras generaciones no se dio a conocer a los hijos de los hombres, como ahora es revelado a sus santos apóstoles y profetas, por el espíritu, que los gentiles son coherederos y miembros del mismo cuerpo y coparticipes de la promesa de Cristo Jesús POR MEDIO DEL EVANGELIO”. Efesios 3:4 y 6.  Lo que el apóstol Pablo hace referencia es al misterio de Jesucristo, o el evangelio que no conoció la humanidad que vivió antes de la era cristiana.  Entendemos ahora que lo que expresa el ángel es la terminación de la predicación del evangelio.  El revelador utiliza el termino consumar “llevar acabo enteramente, cumplir, acabar, etc”—Diccionario Larousse—.

Ahora bien que significa esto?  Si creemos según los acontecimientos escritos en este tema, que estamos viviendo los días finales de esta humanidad, asumiremos que la voz del séptimo ángel se dará en breve con la consumación del misterio, es decir, poner punto final a la predicación del evangelio.

Por aparte, los estudiosos de la palabra de Dios convergen que la iglesia está viviendo su última etapa desde su fundación en Jerusalén.  La séptima etapa conocida como laudicea según Revelación 3:14, dicho término viene del griego Laus-Dike que significa: “Juicio a los pueblos”.  De acuerdo a este significado el juicio a las naciones rebeldes está a las puertas.

En la consumación del evangelio ocurren—entre otros—dos eventos importantes que debemos analizar. 

PRIMERO:

LA CONVERSIÒN DEL ULTIMO GENTIL

“Porque no quiero hermanos, que ignorèis este misterio para que no seáis arrogantes en cuanto a vosotros mismos,  que ha acontecido a Israel endurecimiento en parte, hasta que haya entrado la plenitud de los gentiles”.  Romanos 11:25. Según el diccionario Larousse el termino gentil significa: idolatra, pagano, etc.   Para comprender mejor este vocablo, leamos el mismo versículo en la versión Latinoamérica.  “Una parte de Israel se va a quedar endurecida hasta que la totalidad de los paganos hayan entrado”.   Algunas versiones usan el sinónimo de pagano en vez de gentil—el Señor Jesucristo nombró gentiles a los que no pertenecen a la raza judía. Mateo 12:21—.  Esto es comprensible porque nosotros los gentiles antes de nuestra conversión practicábamos obras propias del paganismo.   No así el pueblo judío que nació con una fe distinta de la nuestra.   Retomando el punto de estudio que la gracia se dará por terminada cuando se produzca la conversión de los últimos gentiles, como traduce el texto de la versión Latinoamérica que leímos:–hasta que la totalidad de los paganos haya entrado—esto nos da la pauta que el fin de la gracia se va a producir cuando el evangelio haya cumplido su cometido de llevar el mensaje a todas las naciones.

SEGUNDO:

EL RETORNO DEL ULTIMO JUDIO A SU TIERRA NATAL 

He aquí la voz del profeta de Dios “De cierto te juntaré todo oh Jacob.  Recogeré ciertamente el resto de Israel; lo reuniré como ovejas de bosra, y como rebaño en medio de su aprisco; harán estruendos por la multitud de hombres” Miqueas 2:12.

Todo israelita natural deberá abandonar todo país que lo ha albergado por mucho tiempo.  El retorno a su tierra de origen se está produciendo actualmente, es un proceso gradual y seguro.  Israel tiene una cita con la profecía.  Y es que en su retorno se darán eventos trascendentales en donde destaca la última gran batalla que librará contra las naciones enemigas—la guerra de Armagedón—.

Destaca también que el retorno completo de todos los israelíes a casa, causa mucha expectación por el recibimiento que le darán a su glorioso Redentor cuando éste pose sus pies en el monte de los Olivos. Zacarías 14:4.  Por ello precisa que todo el pueblo esté concentrado en uno para tan magno recibimiento, y esto lo ratifica uno de los grandes videntes de Israel “Vive Jehová que hizo subir y trajo la descendencia de la casa de Israel de tierra del norte—la nación de Rusia—y de todas las tierras de donde los había echado y habitarán en su tierra”. Jeremías 23:8.  Más allá de esa bienvenida a su Salvador será su redención definitiva a través de la reconciliación con su Dios.  Reiteramos, una vez que se produzca la conversión del último gentil, y que entre a la tierra santa el último israelita, concluirá la era de la gracia.  El evangelio ya no será más para los hombres que rechazaron en su momento la salvación gratuita que ofrecía la sangre del Hijo de Dios.  Será demasiado tarde.

ENTONCES SE ABRIRA OTRO TELON PROFÉTICO ANUNCIADO POR AMÓS

“He aquí vienen días dice Jehová el Señor en los cuales enviaré hambre a la tierra, no hambre de pan, ni sed de agua, sino de oír palabra de Jehová.  E irán errantes de mar a mar; desde el norte hasta el oriente discurrirán buscando palabra de Jehová y no la hallarán” Amós 8:12 y 13.

Para el pueblo de Dios, habrá concluido, la predicación que exhortaba y reprendía a la humanidad al arrepentimiento y a la renunciación de sus malos caminos.  La iglesia guardará silencio en todo ese periodo que comprende el fin de la gracia hasta el segundo retorno glorioso de nuestro Señor.  Como está escrito “Calla, que no podemos hacer mención del nombre de Jehová” Amós 6:10.  La versión Latinoamérica traduce: “Oye, ¿queda algo por allá? Este dirá no hay nada pues, no hay para que mencionar a Dios porque esto es lo que decretó Javé”.

¿Por qué el interés del hombre de buscar palabra de Jehová fuera de tiempo?  El mundo no la buscará para que ésta opere cambios en su vida sino que querrán utilizarla como salvoconducto de los juicios santos de Dios que se realizarán en ese tiempo.

LA IRA DEL PADRE

La ira del Padre se manifestará según Revelación 15:1, en ese tiempo previo a la segunda venida de Jesucristo. 

Este capìtulo anuncia las siete plagas postreras.

Serán las últimas plagas que sufrirá la humanidad que ha quedado a la deriva sin Dios y sin dirección. 

He aquí lo dicho por el profeta: “Anda pueblo mío, entra en tus aposentos, cierra tras sí tus puertas; escóndete un poquito, por un momento, en tanto que pasa la ira.  Porque he aquí Jehová sale de su lugar para castigar al morador de la tierra por su maldad contra Él” Isaías 26:20 y 21.  Los juicios los sufrirán los cuatro puntos cardinales de la tierra: así ha dicho Jehová de los ejércitos: “He aquí, que el mal irá de nación en nación, y grande tempestad se levantará de los fines de la tierra” Jeremías 25:32.

Serán los juicios de Dios que se irán cumpliendo en la humanidad que hizo caso omiso a sus mandamientos “se destruyó, cayó la tierra, enfermó, cayó el mundo porque traspasaron sus leyes” Isaías 24:5.  Y otra vez: “porque desecharon la ley de Jehová de los ejércitos y abominaron la palabra del Santo de Israel” Isaías 5:24.  Pablo había predicho esta sentencia: “Pero por tu dureza, y tu corazón no arrepentido, atesoras para ti mismo ira para el día de la ira y de la revelación del justo juicio de Dios” Romanos 2:5.  A través de estas plagas terminará la existencia de todos aquellos que practicaron la maldad: “tales son los caminos de todos los que olvidan a Dios; y la esperanza del impío perecerá”. Job 8:13.

Es importante poner en contexto estos hechos con los acaecidos en los tiempos de Noé.  El patriarca predicó por muchos años para que todos aquellos tuvieran una oportunidad de salvación ante el eminente juicio de Dios; pero estos lo rechazaron burlándose del mensaje de Noé; recibiendo así el castigo retributivo propio de sus maldades.  El versículo 16 de Génesis capítulo 7 nos narra que una vez culminó el tiempo de la predicación de Noé, el propio Señor cerró la puerta del arca.  El versículo 17 da cuenta del castigo: “y fue el diluvio cuarenta días sobre la tierra; y las aguas crecieron y alzaron el arca y se elevó sobre la tierra y murió toda carne que se mueve sobre la tierra, así de aves como de ganado y de bestias y de todo reptil que se arrastra sobre la tierra y todo hombre” Génesis 7:16, 17 y 21.

Una vez que el Señor resolvió aplicar el juicio por medio del diluvio nadie pudo ser salvo, porque el arca de Dios se había cerrado.  Sin embargo, después de haber ocurrido esta hecatombe, Dios ofrecía una nueva oportunidad de salvación para el género humano de aquel entonces.  Oportunidad que ya no habrá al cierre de esta dispensación evangélica.

¿Y DONDE ESTARÁ EL PUEBLO DE DIOS EN ESA CONFLAGRACION MUNDIAL?  

Estarán en esta tierra tal como ocurrió en los días de Moisés cuando Dios castigaba a los egipcios a través de las plagas “Más todos los hijos de Israel tenían luz en sus habitaciones” Éxodo 10:23.

La iglesia permanecerá escondida a la sombra del Omnipotente: “Escóndeme bajo la sobre de tus alas.  Porque El me esconderá en su tabernáculo en el día del mal” Salmo 17:8 y 27:5.  El salmo 91 es depositario de eventos proféticos que se cumplirán en breve “El que habita al abrigo del Altísimo morará bajo la sombra del Omnipotente.  Caerán a tu lado mil y diez mil a tu diestra; más a ti no llegará.  Ciertamente con tus ojos mirarás y verás la recompensa de los impíos, no te sobrevendrá mal ni plaga tocará tu morada” Versículos: 1, 7, 8, y 10.

REFLEXIONES FINALES PARA LA IGLESIA DE DIOS

El texto de introducción de este estudio (Mateo 24:14) el Señor hace referencia a la predicación del evangelio como testimonio.  El diccionario Larousse nos ayuda a comprender el significado de este término: “instrumento legalizado que da fe de un hecho”.  ¿Qué significa esto? Que el evangelio o las buenas nuevas es un instrumento legal que puede justificar o condenar al mundo en el día postrero.  Nuestro Señor Jesucristo ratifica la legalidad del evangelio: “el que me rechaza y no recibe mis palabras, tiene quien le juzgue: la palabra que he hablado, ella le juzgará en el día postrero” Juan 12:48.  El texto en análisis de Mateo 24:14 la versión Latinoamérica lo traduce así: “esta buena nueva del reino será proclamada por todas partes del mundo para que la conozcan todas las naciones y luego vendrá el fin”.  De este trozo bíblico entendemos que la iglesia tiene el compromiso moral de presentar el evangelio a todos los pueblos para que lo conozcan y hacerlos responsables de las consecuencias de aceptarlo o no. El profeta Isaías hace énfasis en este contexto ¿Quién ha creído a nuestro anuncio? Isaías 53:1.  El pueblo de Dios no debe esperar que todo aquel que se le anuncia el evangelio se convierta—aunque sería lo ideal—sino que debe cumplir con el compromiso del mandato divino de dar a conocer las buenas nuevas de salvación como lo proclamaron los apóstoles en los albores de la iglesia “y ellos, habiendo testificado y hablado la palabra de Dios, se volvieron a Jerusalén, y en muchas poblaciones de los samaritanos—comunidades paganas— anunciaron el evangelio” Hechos 8:25.

Es de destacar en este estudio el trabajo arduo de Pablo en su carácter de evangelizador no se limitó a determinado lugar, sino abarco a todo un continente “Los que habitaban en Asia, judíos y griegos oyeron la palabra del Señor Jesús” Hechos 19:10.  Pablo y sus acompañantes sabían que precisaba llevar el evangelio de salvación a ese continente que desconocía el mensaje, de lo contrario esas personas perecerían.  El apóstol sabía que si no anunciaba la palabra, el Señor demandaría de su mano la sangre de aquellas almas: “Cuando yo dijere al impío: de cierto morirás y tú no le amonestares ni le hablares, para que el impío sea apercibido de su mal camino a fin de que viva, el impío morirá por su maldad, pero su sangre demandaré de tu mano.  Pero si tu amonestares al impío, y no se convirtiere de su impiedad, el morirá por su maldad pero tu habrás librado tu alma”. Ezequiel 3:18 y 19.  Por eso en una de sus epístolas dejó sentir su preocupación por las almas inconversas ¡Ay de mí si no anunciare el evangelio! 1ra de Corintios 9:16.  Este fue el sentimiento de responsabilidad que siempre albergó Pablo hacia las personas necesitadas  de salvación.  Queremos llamar la atención de que la advertencia del profeta Ezequiel, no se circunscribe a los tiempos del apóstol; sino cobra actualidad con el pueblo de Dios en estos días finales; es decir, que la iglesia de hoy, es tan responsable de dar la voz de alerta a la humanidad como en los tiempos antiguos.  Reiteramos, que la orden divina es evangelizar a todos los pueblos en estos tiempos finales porque el Señor se agrada de todo pueblo que le teme y hace justicia; por ejemplo, el caso de Nínive.

Cuando hablamos de esta ciudad la asociamos con Jonás.  Éste había recibido la comisión de prevenir a los habitantes de Nínive que hicieran frutos de arrepentimiento, de lo contrario Jehová los castigaría.  He aquí el relato de Jonás: “Levántate y ve a Nínive a aquella gran ciudad y pregona contra ella; porque ha subido su maldad delante de mí” Jonás 1:2.  Sin embargo, el versículo 3 de este mismo capítulo refiere que Jonás huyó lejos de la presencia de Jehová.  ¿Cuáles serían las razones que Jonás esgrimió para desobedecer el mandato de prevenir a aquella ciudad que por su maldad iba ser destruida? ¿o acaso la inseguridad de no poseer un lenguaje florido para expresarse era un obstáculo para que Jonás evadiera esta gran responsabilidad? !Nínive necesitaba la salvación! Pero de boca de quien iba a recibir la advertencia? ¡De Jonás!  Después de haber abandonado el vientre de la ballena Jonás, predicaba diciendo: “De aquí  a cuarenta días Nínive será destruida” Jonás 3:4.

¿Cuántas palabras necesitó Jonás para alertar a Nínive de su destrucción si no se arrepentía? ¡Ocho palabras! Y cuál fue el resultado de este cortísimo mensaje?

“Y los hombres de Nínive creyeron a Dios y proclamaron ayuno y se vistieron de silicio desde el mayor al menor de ellos. 

Y vio Dios lo que hicieron, que se convirtieron de su mal camino y se arrepintió del mal que había dicho que les haría, y no lo hizo” Jonás 3:5 y 10.

De la narración anterior comprendemos que cuantas Nínives están necesitadas de la salvación y precisa que el pueblo de Dios de la voz de alerta antes que esta dispensación de la gracia termine.  Actualmente la iglesia cuenta con todos los recursos que la tecnología ofrece: radio, internet, redes sociales, televisión, escritos,  etc, para que el mensaje llegue a las almas inconversas con rapidez y efectividad como lo expresa la estrofa de aquel hermoso himno: “¡Muévase potente la iglesia de Dios, de los victoriosos marchemos en pos como solo un cuerpo, y uno es el Señor, una la esperanza y uno nuestro amor” .

Concluido

LA IGLESIA DE DIOS Y SU TEMATICA

Impactos: 13